Vinicultura y Enología

El momento de inflexión, paso de la viticultura a la vinicultura, se produce cuando se vendimian las uvas. Previos controles de maduración, el día óptimo viene anunciándose en gráficas de evolución para ese momento óptimo de corta de racimos. Sólo la vendimia propia, manual y en las horas frescas de la mañana, pasa a formar la materia prima que posteriormente se transforma en vinos del Anchurón.

La especialidad en vinos tranquilos caracteriza esta bodega. Los vinos blancos, los tintos (con variedades en vinos de cosecha, roble, crianza, reserva y muy pronto gran reserva) y algunas especialidades como el vino rosado o el dulce completan la producción de alrededor de seis hectáreas de viñedos, comenzados a plantar en el siglo pasado.

Se utilizan los últimos avances en vinicultura con aplicación de frío en los tanques de vino, gases inertes en cavidades herméticas, estabilización a frío extremo (sin llegar al punto de congelación), y todo un elenco de tecnificaciones que permiten ofrecer los más excelsos vinos.

Bien se sabe que el único alimento que tiene una ciencia completa dedicada sólo a él es el vino con la Enología. El equipo de apoyo con el que cuenta Anchurón se extiende por la península ibérica, aparte del laboratorio propio con los índices de análisis que toda bodega que se precie debe tener en sus instalaciones. Un recorrido de profesionales que han imprimido su labor en los vinos se extiende con conocimientos profesionales en agronomía, química, farmacia, tecnología de los alimentos y – evidentemente – enología.

Deja un comentario